miércoles, junio 16, 2021

Inglaterra y Gales registraron en 2020 210.860 niños abortados


 Inglaterra y Gales registraron en 2020 210.860 niños abortados, la cifra más alta de abortos desde su legalización en 1967



Redacción ACI Prensa

Un nuevo informe del gobierno de Reino Unido reveló que el año pasado se dio un nuevo récord de abortos en Inglaterra y Gales, un “aumento devastador” desde que se legalizó la práctica.

El 10 de junio, el Departamento de Salud y Atención Social de Reino Unido publicó un informe estadístico que registra que en 2020 se realizaron 210.860 abortos en Inglaterra y Gales, el número más alto desde que se introdujo la Ley del Aborto en 1967.

Un grupo provida dijo que la cifra indica un aumento de 1.341 abortos en relación al récord anterior en 2019; y afirmó que se trata de “un aumento devastador” desde que el gobierno de Reino Unido permitió en el marco de la pandemia del COVID-19, que las mujeres inglesas hasta las 10 semanas de embarazo abortaran en sus casas utilizando medicamentos.

Michael Robinson, miembro de Society for the Protection of Unborn Children (Sociedad para la Protección del Niño por Nacer) (SPUC) dijo que “las cifras de este año muestran un aumento devastador en el número de abortos. Las estadísticas revelan una pérdida catastrófica de vidas por nacer como resultado de la peligrosa política del gobierno sobre el aborto”.

El Departamento de Salud y Atención Social también señaló que en 2020 se realizaron 3.083 abortos por motivos de discapacidad. Al respecto, la organización benéfica Right to Life UK dijo que 693 de estos abortos se realizaron por el síndrome de Down, lo que representa un aumento en relación al 2019, donde se abortaron 656 bebés con esta condición.

Asimismo, la organización provida destacó que el informe revela que se realizaron 35 abortos a causa de labio leporino o paladar hendido, y precisó que ambas condiciones pueden modificarse con cirugía.

La organización benéfica también destacó que se realizaron 65 procedimientos de “terminación selectiva”, que se da cuando los médicos realizan el aborto de un feto de una madre que espera varios bebés.

“Es una tragedia nacional que 210.860 vidas se perdieran a causa del aborto en Inglaterra y Gales el año pasado. Cada uno de estos abortos representa un fracaso de nuestra sociedad para proteger la vida de los bebés en el útero y un fracaso en ofrecer un apoyo total a las mujeres con embarazos no planeados”, dijo Catherine Robinson, portavoz de Right to Life UK.

“El año pasado nos unimos como nación e hicimos grandes sacrificios para proteger a las personas vulnerables del COVID-19. Lamentablemente, al mismo tiempo que protegemos a un grupo de personas vulnerables, nosotros, como sociedad, también hemos terminado con miles de vidas vulnerables jóvenes a través del aborto”, agregó.

El Gobierno realizó una consulta para determinar la posibilidad de que las nuevas normas que permiten a las mujeres abortar con medicamentos en el hogar sean permanentes.

A inicios de junio, Mons. John Sherrington, obispo encargado del área relacionada a temas provida de la Conferencia Episcopal de Inglaterra y Gales, reafirmó el pedido de la Iglesia de que se revoque la medida temporal que permite realizar abortos en casa.

“El año pasado, la Iglesia Católica respondió a la consulta abierta del Departamento de Salud y Asistencia Social sobre si la política temporal para permitir abortos ‘en el hogar’ debería convertirse en permanente”.

“Continuamos oponiéndonos a cualquier cambio propuesto para hacer permanente una legislación que ha demostrado ser peligrosa y fatal para las mujeres embarazadas, y que ha resultado en la trágica e innecesaria pérdida de miles de vidas por nacer”, concluyó.

Traducido y adaptado por Cynthia Pérez. Publicado originalmente en CNA.

Imagen Pixabay

Y lloramos por el Covid19. 

martes, junio 15, 2021

1 Semana por la Vida ¡Escoge tu turno!


C
ampaña de oración: 1 Semana por la vida con motivo de la entrada en vigor de la Ley de la eutanasia día 25 de junio.

¿QUÉ ES 1 SEMANA POR LA VIDA?

Como sabemos que el poder de la oración es incalculable hemos creado la Campaña de oración: 1 Semana por la Vida. Se trata de hacer una cadena de oración durante una semana desde el 18 de junio hasta el 25, día que entra en vigor la eutanasia en España. Se dividirá en turnos de 30 minutos en el que la persona apuntada en cada turno rezará el Santo Rosario por esta intención desde su casa, trabajo, delante del Sagrario o lugar que se encuentre. Esta campaña es para TODOS.

Apúntate en el formulario para hacer realidad 1 Semana por la Vida. Puedes contactar con nosotros en el correo semanaporlavida arroba gmail.com, en el 692 857 557 o en nuestro Instagram @semanaxlavida.

No sabemos el destino de cuántas almas pueden cambiar tan solo 30 minutos de oración.

Más info

 Y cada día una oración por los niños en peligro de ser abortados 

viernes, junio 11, 2021

Concentración La vida SÍ






jueves, junio 10, 2021

¿Cuáles son los impactos ambientales de los anticonceptivos hormonales?



¿Alguna vez se ha detenido a repostar gasolina y ha visto cómo un camión cisterna de combustible de diez ruedas gigante se acercaba para rellenar los tanques de la gasolinera? Estos camiones son enormes, de doce metros de largo y cada uno lleva suficiente gasolina para llenar una pequeña piscina en el patio trasero.


Las poderosas hormonas de los métodos anticonceptivos abortivos dictan sus modos de funcionamiento. Cada año, las mujeres en los Estados Unidos ingieren suficiente cantidad de estas hormonas para llenar uno de estos camiones cisterna, por valor de 3290 galones (12,500 litros). 1  Ahora imagine una larga fila de camiones cisterna estacionados de parachoques con parachoques y que se extienden media milla. Si estuvieran todos llenos hasta el borde, representarían la cantidad de poderosas hormonas anticonceptivas que las mujeres han ingerido desde 1960 solo en los Estados Unidos.

Efectos ambientales del control de la natalidad
efectos del control de la natalidad: los peces en aguas poco profundas obtienen estrógenos en sus sistemas;  impacto ambiental del control de la natalidad
Los graves  efectos secundarios físicos  infligidos a las mujeres por la píldora, el parche, los inyectables, los implantes y los DIU cargados de hormonas están bien documentados. Pero los impactos dañinos del control de la natalidad se extienden mucho más allá de los límites del cuerpo de las mujeres.

Los ambientalistas nos dicen que nuestro ecosistema depende de un equilibrio extremadamente delicado de una gran cantidad de factores, y que incluso las actividades más aparentemente insignificantes del hombre son suficientes para tener impactos importantes sobre él.

Sin embargo, guardan un silencio absoluto sobre los efectos ecológicos de algunos de los productos químicos más poderosos de la tierra.

Hace veinte años, la Agencia Ambiental del Reino Unido declaró: “Se ha demostrado que los esteroides estrogénicos (hormonas naturales y sintéticas en el efluente de aguas residuales) son más potentes de lo que se pensaba anteriormente, y el esteroide sintético 17a etinilestradiol muestra efectos en los peces a concentraciones inferiores a 1 nanogramo. [una mil millonésima parte de un gramo] por litro ". 2  Estos hallazgos fueron confirmados en un estudio de 2020 que también encontró que algunos arroyos tenían una concentración de etinilestradiol de más de 60 nanogramos por litro, mucho más allá del límite que causa un daño grave a las poblaciones de peces. 3 Esto significa que el problema de la contaminación hormonal es de larga data y causa impactos ambientales cada vez más severos con cada generación de peces.

Otro estudio de 2020 realizado en un laboratorio para controlar con precisión todas las entradas encontró que unos pocos picogramos [una billonésima parte de un gramo] por litro de agua causaban malformaciones, disminución de la producción de huevos y metilación del ADN, que reprime la transcripción de genes. 4

Para visualizar las escamas de las que estamos hablando, una sola gota de uno de estos esteroides contamina 66,500 galones de agua lo suficientemente severamente como para causar problemas de salud importantes en los peces a una concentración de una parte por mil millones. Esto equivale a diez gotas en una piscina olímpica estándar de 660.000 galones. Un solo dedal tendría un gran impacto en los peces que viven en un lago de 300 yardas de diámetro. 5

ondas de agua;  hay estrógeno en el agua que bebemos
Esto se debe a que las hormonas de las píldoras anticonceptivas excretadas son contaminantes, al igual que la trembolona (un esteroide sintético que “aumenta el volumen” del ganado) y el pesticida bifentrina. Gord Miller, comisionado de medio ambiente de Ontario, dijo: "Si estuviera diseñando el contaminante perfecto, probablemente se vería como una píldora". 6

Los estrógenos que se excretan en el medio ambiente se clasifican como sustancias químicas que alteran el sistema endocrino (EDC) porque interfieren con los sistemas endocrinos tanto de los seres humanos como de los animales. Otros EDC, como los que llegan al medio ambiente a partir de gases de escape de vehículos, pinturas, plásticos y adhesivos, pueden filtrarse en plantas de tratamiento de aguas residuales, pero los EDC basados ??en estrógenos no pueden, y por lo tanto representan una amenaza mayor. 7  Si bien los municipios que operan plantas de filtración de agua insisten en que no existe una amenaza para el medio ambiente, no pueden explicar por qué la vida reproductiva de múltiples especies de peces se está alterando peligrosamente.

Las principales agencias medioambientales de Estados Unidos, Canadá e Inglaterra han descubierto que la exposición a hormonas anticonceptivas no metabolizadas ha provocado la feminización de los peces machos, ha retrasado la reproducción en las hembras y ha dañado los riñones y el hígado de los peces de ambos sexos. 8 Los  estudios han encontrado que las hembras superan en número a los machos en los arroyos en una proporción de diez a uno en áreas donde hay una alta incidencia de uso de píldoras anticonceptivas. El biólogo John Wooding dijo sobre este hallazgo: "Es lo primero que he visto como científico que realmente me asustó". 9


Un estudio realizado en New Brunswick por el Canadian Rivers Institute encontró que especies enteras de peces fueron exterminadas en un gran lago porque todos los peces machos se habían feminizado. La líder del estudio, la Dra. Karen Kidd, dijo: "Lo que demostramos es que el estrógeno puede acabar con poblaciones enteras de peces pequeños, una fuente de alimento clave para los peces más grandes, cuya supervivencia, a su vez, podría verse amenazada a largo plazo". 10

Estos efectos del control de la natalidad no se limitan a los peces, también les ocurren a los grandes mamíferos. Un estudio de la Universidad de Aberdeen encontró que las ovejas que pastaban en tierras fertilizadas con lodos de aguas residuales tenían una alta tasa de anomalías en los testículos, los ovarios, el útero, el cerebro y las glándulas tiroides y suprarrenales. Estos problemas se atribuyeron a los altos niveles de hormonas artificiales que se encuentran en las píldoras anticonceptivas y que no pueden eliminarse mediante los procesos de tratamiento de aguas residuales. Los autores del estudio advirtieron:

Estos productos químicos se encuentran en nuestro aire, suelo y agua. Algunos son liposolubles y pueden acumularse en nuestros cuerpos mientras que otros son solubles en agua y terminan pasando a través de nosotros y siendo arrojados por nuestros inodoros, ingresando a nuestro entorno donde pueden afectar a otros animales o ingresar a nuestra cadena alimenticia reexponiendo a los humanos.

Muchos de los cambios que vemos son muy sutiles y no aparentes en el animal vivo; sin embargo, pueden estar asociados con alteraciones de muchos sistemas fisiológicos diferentes y una mayor incidencia de enfermedades y deficiencias reproductivas, como las que se han informado en una variedad de especies, incluidos los humanos. Los embriones, fetos y animales jóvenes parecen ser particularmente vulnerables.

Es notable que la incidencia de cáncer de mama y testicular y de problemas de fertilidad en humanos esté aumentando, mientras que poblaciones de grupos de animales tan diversos como anfibios y abejas están en declive. 11

¿Por qué no nos enteramos de los efectos del control de la natalidad?
Los efectos ambientales de los anticonceptivos hormonales se han sospechado durante más de dos décadas, pero los ambientalistas guardan silencio sobre este tema.

Si existe la más mínima posibilidad teórica de que los huevos de aves puedan resultar dañados o diluidos por pesticidas, el clamor de los ambientalistas es inmediato y contundente (recuerde la campaña de propaganda sobre el DDT). Pero dejemos que las principales agencias ambientales de varias naciones documenten definitivamente el vínculo entre las píldoras anticonceptivas y el daño ecológico, y todo lo que escuchamos de los grupos "progresistas" es ... silencio.

Esto se debe a que los “progresistas” tienen los “derechos reproductivos” por encima de todas las demás consideraciones: el derecho a la vida, la libertad de expresión e incluso nuestro medio ambiente. Como dijo Betty Ball del Centro de Justicia y Paz de las Montañas Rocosas, pedirle a la gente que deje de contaminar el agua con hormonas "se mete en el dormitorio". Ella dijo: “No voy a ir allí. Esto involucra la vida personal de las personas, los problemas relacionados con la maternidad, la vida sexual y las elecciones personales ". 12

Y Curt Cunningham, presidente de asuntos de calidad del agua para el Capítulo de las Montañas Rocosas de Sierra Club International, dijo que la gente "no tomaría amablemente" la sugerencia de prohibir o restringir los anticonceptivos hormonales. Añadió: “Para muchas personas es una necesidad económica. También es una cuestión de libertad personal ". 13

En otras palabras, los activistas "progresistas" consideran que sus píldoras anticonceptivas, las píldoras del día después y las píldoras abortivas son tan importantes que incluso el medio ambiente debe ocupar un segundo lugar después de la "libertad sexual". Tal es la naturaleza egocéntrica e hipócrita de la cultura de la muerte.

Los intentos de defensores de la vida como Jill Stanek de hacer sonar una alarma ambiental se han encontrado con silencio, negación y acusaciones de hipocresía. La izquierda emplea su táctica habitual de suprimir el punto con tanta fuerza que cualquiera que lo plantee será estigmatizado tan despiadadamente que la gente aprenderá que es inaceptable plantear el tema en compañía cortés [“progresista”]. Otro tema que se nos ordena evitar es el espectáculo de los principales alarmistas del calentamiento global (John Travolta, Al Gore, Leonard DiCaprio, Harrison Ford y muchos otros) viajando por todo el mundo en sus jets privados para asistir a las fastuosas conferencias medioambientales que siempre se celebran en solo las ciudades más elegantes.

Tampoco nos atrevemos a mencionar a los activistas estrictamente veganos que usan Birkenstock, que comen granola, comen granola y protestan enérgicamente contra los alimentos genéticamente modificados y los aditivos hormonales de la carne de res, y luego, a la misma hora todos los días, toman una poderosa píldora de esteroides.

Bebemos agua contaminada con estrógenos
Aunque las hormonas anticonceptivas en el agua no son tan peligrosas para los seres humanos como lo son para los peces, debemos tener en cuenta nuevamente que la filtración de las aguas residuales y del tratamiento del agua no puede eliminarlas todas del agua que bebemos.

Los estudios en los Estados Unidos, el Reino Unido, Nueva Zelanda y Canadá han demostrado que el desarrollo de los senos en las niñas se ha acelerado rápidamente desde la década de 1960, probablemente debido a los estrógenos en el agua potable. Ahora las niñas están desarrollando senos desde los seis o siete años de edad, y los portavoces de las sociedades médicas son, en su mayor parte, silenciosos. Marcia Herman-Giddens, profesora adjunta de la Escuela de Salud Pública de la Universidad de Carolina del Norte, dijo: “Mi temor es que los grupos médicos puedan tomar los datos y decir 'Esto es normal. No tenemos que preocuparnos por eso '. Mi sensación es que no es normal. Es una respuesta a un entorno anormal ". 14

La Dra. Michelle Bellingham de la Universidad de Glasgow se encuentra entre el creciente número de científicos que creen que la fertilidad masculina está disminuyendo debido a los estrógenos en nuestros suministros de agua, lo que lleva a un mayor uso de la  fertilización in vitro (FIV) y otras tecnologías de reproducción asistida. . 15

Otro estudio realizado por el Centro de Oncología Ambiental de la Universidad de Pittsburgh encontró que los productos químicos extraídos de peces muestreados al azar en los ríos Allegheny, Monongahela y Ohio causaron el crecimiento de células de cáncer de mama sensibles al estrógeno cultivadas en un laboratorio, once de las cuales "produjeron un crecimiento de cáncer muy agresivo . " dieciséis

Un estudio británico encontró que la incidencia de cáncer de próstata en hombres es más alta en áreas donde el uso de anticonceptivos orales es mayor. 17  Varios de estos estudios son muy variados en sus ubicaciones geográficas y objetivos y, en su conjunto, aún no son concluyentes, pero sus resultados deberían preocupar a científicos y sociólogos concienzudos.

Los científicos de la Universidad de Aberdeen que realizaron el estudio de las ovejas advirtieron sombríamente:

Si no hacemos nada, los disruptores endocrinos pueden afectar no solo a la salud humana sino a todos los ecosistemas, incluidos aquellos de los que dependemos, si comprometemos la productividad del suelo y la sostenibilidad de nuestros sistemas agrícolas o causamos un desequilibrio en los ecosistemas marinos y de agua dulce a través del daño a las poblaciones de los principales depredadores , en última instancia, amenazamos nuestra propia supervivencia . 18

Pensamientos finales
Prácticamente todos los grupos ambientalistas y celebridades están involucrados en la  causa del día  del calentamiento global. Sería realmente irónico si el fin de la raza humana se produjera debido al uso generalizado y los efectos de las píldoras anticonceptivas.

Energía solar verde en todo el mundo - ambientalismo
“Los peces son realmente un centinela, como los canarios en la mina de carbón hace 100 años”, dice Conrad Volz, codirector de evaluación de exposición en el Centro de Ecología Ambiental del Instituto del Cáncer de la Universidad de Pittsburgh. "Debemos prestar atención a las sustancias químicas que son de naturaleza estrogénica, porque encuentran su camino de regreso al agua que todos usamos". 19

Los “progresistas” presionan por todo tipo de compensación por daños al medio ambiente, siendo las más conocidas las compensaciones de carbono. Quizás si se aplicara un alto recargo por el uso de píldoras anticonceptivas, la gente comenzaría a despertar.

Pero no contengas la respiración. Esa idea realmente ayudaría a la situación, ¡y no podemos permitirlo!  Después de todo, si resolviéramos lo suficiente de las grandes crisis a las que se enfrenta la humanidad, ¿sobre qué tendrían que señalar virtudes los “progresistas”?

 
Notas finales
[1] " Hoja informativa: uso de anticonceptivos en los Estados Unidos ". Guttmacher Institute, abril de 2014. Según esta fuente, 9.572.477 mujeres en Estados Unidos usan la píldora anticonceptiva, 965.539 usan el implante, 1.481.902 usan inyectables, 905.896 usan Nuva Ring, 4.452.344 usan dispositivos intrauterinos (DIU), 69.106 usan el parche, 69,967 usan “anticoncepción” de emergencia y 375,700 usan la píldora abortiva.
Por lo tanto, la cantidad total de hormonas absorbidas anualmente por las mujeres estadounidenses con estos métodos anticonceptivos sería de  11,636 kilogramos  o  3,290 galones . (Los hechos de la vida , hoja de cálculo de Excel F-21-06.XLXS)

[2] Declaración del 26 de marzo de 2002 de la Agencia de Medio Ambiente del Reino Unido. Descrito en "Píldora anticonceptiva confirmada como contaminante, dice la Agencia de Medio Ambiente del Reino Unido". LifeSite Daily News , 11 de abril de 2002.

[3] Latonya Jackson y Paul Klerks. “ Efectos del estrógeno sintético 17a-etinilestradiol en poblaciones de Heterandria Formosa : ¿La matrotrofia evita el colapso de la población? ”  Toxicología acuática , diciembre de 2020.

[4]  Bethany M. DeCourten y col . al . " Efectos multigeneracionales y transgeneracionales de concentraciones ambientalmente relevantes de disruptores endocrinos en un modelo de peces de estuario ". Ciencia y tecnología ambientales , 2020 (Volumen 54, Número 21).

[5]  "La sociedad que toma pastillas ensucia nuestra agua, dice un funcionario". CBC News, 27 de marzo de 2006; E. Vulliet, C. Cren-Olive y MF Grenier-Loustalot.
"Ocurrencia de productos farmacéuticos y hormonas en el agua potable tratada de aguas superficiales". Environmental Chemistry Letters , septiembre de 2011, páginas 103 a 114.

Hay alrededor de  15.040 gotas de agua en un galón . Hay 660.000 galones de agua en una piscina olímpica. Hay alrededor de 20 gotas en un mililitro y alrededor de diez mililitros en un dedal (¿ves? Tu profesor de matemáticas te dijo que este tipo de cosas sería divertido). La cantidad total de 17a etinilestradiol en una mujer es de aproximadamente 300 partes por billón de peso corporal (conversación telefónica con el Dr. Joel Brind el 25 de marzo de 2015).

[6] "La sociedad que toma pastillas ensucian nuestra agua, dice un funcionario". CBC News, 27 de marzo de 2006.

[7] Thaddeus Baklinski. "Científicos: Las hormonas nocivas de la píldora anticonceptiva no se pueden filtrar en el tratamiento de aguas residuales". LifeSite Daily News , 12 de septiembre de 2012.

Consulte también "¿Se pueden filtrar las hormonas anticonceptivas del suministro de agua?" Scientific American , 28 de julio de 2009.

Los estudios están en curso y los avances relacionados con varios tipos de filtrado por ósmosis inversa pueden eliminar estas hormonas del agua que bebemos. Si es económicamente posible tratar el agua que llega a las áreas donde viven los peces silvestres es una historia diferente.

[8]  "La sociedad que toma pastillas ensucian nuestra agua, dice un funcionario". CBC News, 27 de marzo de 2006.

[9] "¿Las píldoras anticonceptivas envenenan a todos?: Los ambientalistas guardan silencio ante la amenaza del agua contaminada con estrógeno". WorldNetDaily, 12 de julio de 2007.

[10] Consejo Canadiense de Investigación en Ingeniería y Ciencias Naturales. " Peces devastados por sustancias químicas que cambian de sexo en las aguas residuales municipales ". Science Daily , 20 de febrero de 2008. Descrito en Hilary White. "Un estudio confirma que el estrógeno en el agua de la píldora es devastador para las poblaciones de peces". LifeSite Daily News , 18 de febrero de 2008.

[11]  Profesor Paul Fowler, Universidad de Aberdeen, Catedrático de Ciencias Médicas Traslacionales, y Dr. Stewart Rhind, Instituto James Hutton. " Sexo y alcantarillado ". Universidad de Aberdeen, charla Café Scientifique del 13 de junio de 2012. Descrito en Thaddeus Baklinski. "Científicos: Las hormonas nocivas de la píldora anticonceptiva no se pueden filtrar en el tratamiento de aguas residuales". LifeSite Daily News , 12 de septiembre de 2012.

[12] "¿Las píldoras anticonceptivas envenenan a todos?: Los ambientalistas guardan silencio ante la amenaza del agua contaminada con estrógeno". WorldNetDaily, 12 de julio de 2007.

[13] Iain Murray. Las verdades realmente incómodas: siete catástrofes ambientales que los liberales no quieren que usted sepa, porque ayudaron a causarlas  (Simon y Schuster, 2008).

Hilary White. "Los anticonceptivos hormonales contaminan el agua potable: los ecologistas hacen la vista gorda". LifeSite Daily News , 11 de julio de 2007.

[14] Marcia E. Herman-Giddens y col . "Características sexuales secundarias y la menstruación en las niñas observadas en la práctica de la oficina: un estudio de la red de investigación pediátrica en entornos de oficina". Pediatrics , abril de 1997 (volumen 99, número 4), páginas 505 a 512.

Descrito en Hilary White. "Un estudio confirma que el estrógeno en el agua de la píldora es devastador para las poblaciones de peces". LifeSite Daily News , 18 de febrero de 2008.

[15] Profesor Paul Fowler, Universidad de Aberdeen, Presidente de Ciencias Médicas Traslacionales, y Dr. Stewart Rhind, Instituto James Hutton. “ Sexo y alcantarillado. "

Descrito en Thaddeus Baklinski. "Científicos: Las hormonas nocivas de la píldora anticonceptiva no se pueden filtrar en el tratamiento de aguas residuales". LifeSite Daily News , 12 de septiembre de 2012.

[16] Hilary White. "Los anticonceptivos hormonales contaminan el agua potable: los ecologistas hacen la vista gorda". LifeSite Daily News , 11 de julio de 2007.

[17] D. Margel y NE Fleshner. "El uso de anticonceptivos orales está asociado con el cáncer de próstata: un estudio ecológico". British Medical Journal , noviembre de 2011.

[18] Thaddeus Baklinski. "Científicos: Las hormonas nocivas de la píldora anticonceptiva no se pueden filtrar en el tratamiento de aguas residuales". LifeSite Daily News , 12 de septiembre de 2012.

[19] David Biello. "Llevar el cáncer a la mesa: las células del cáncer de mama crecen bajo la influencia de la carne de pescado". Scientific American , 17 de abril de 2007.



lunes, mayo 17, 2021

Un paso más en la barbarie: proponen usar embriones humanos como cobayas de laboratorio, más allá de los 14 días de vida

En la actualidad, la investigación con estos seres humanos está permitida -y no debería estarlo- generalmente hasta los 14 días de vida.

Hispanidad siempre ha condenado la utilización de embriones humanos congelados -es decir, aquellos que  sobran de las fecundaciones in vitro-  para la experimentación científica, médica o de cualquier otra índole.

Y esto es así porque cada embrión humano, desde el momento de la fecundación -la unión de un óvulo y un espermatozoide- es  ya una persona distinta -con su propia identidad genética, distinta a la del padre y la madre- y merecedora del respeto a su dignidad humana. Es lo que Benedicto XVI resumía con la frase: "Dios ama al embrión".

En España, la Ley 45/2003, de 21 de noviembre, autorizó la utilización, con fines de investigación, de los embriones --la ley los llama eufemísticamente ‘preembriones’-- que se encontraban crioconservados con anterioridad a su entrada en vigor -noviembre de 2003-, aunque bajo condiciones muy restrictivas.

Posteriormente, la Ley 14/2006, de 26 de mayo, sobre técnicas de reproducción humana asistida permite la donación de los ‘preembriones’ "con fines de investigación".
 
Todos estos ‘preembriones’ cuentan con un máximo de 14 días de vida. Esto es así porque se piensa que la vida humana se da a los 14 días después de la fecundación.

En este contexto, el Observatorio de Bioética informa de que ahora, se pretende extender las investigaciones con embriones humanos más allá de los 14 días.

Se trata de un conjunto de científicos, agrupados en la ‘International Society for Stem Cell Research’ (ISSCR), que no se conforma con que la manipulación de los embriones se limite a los primeros 14 días de su vida, por lo que están preparando una guía de recomendaciones que permita extender las investigaciones con embriones humanos más allá de esa fecha. “Es decir, la ISCCR pretende erigirse en la voz de la ética en la investigación con embriones humanos, determinando qué es éticamente aceptable o no. Si dicha norma se aprueba, se podría estudiar, y potencialmente manipular, el desarrollo embrionario, cosa que, a su juicio, incluso abre la posibilidad de la ectogénesis, es decir, de que los animales, e incluso los humanos, puedan desarrollarse fuera del útero materno, en un útero artificial”, explica el Observatorio de Bioética.

“De todas formas, no todos los miembros de la ISCCR, apoyan la idea de que se permita utilizar embriones humanos de más de 14 días para investigaciones biomédicas, aunque los que así opinan son una minoría, pues la gran mayoría de ellos sostienen que si esta norma se aprueba se podría mejorar la fecundación in vitro y también limitar, cuando no eliminar, los nacimientos de niños discapacitados o con trastornos hereditarios congénitos”, añade el Observatorio de Bioética.

“Incluso otros extienden más allá los posibles beneficios, al afirmar que será un importante paso desarrollar la ingeniería genética en humanos y para utilizar la edición genética y otras modificaciones genómicas. Sin duda, todo ello, con aparentes beneficios para la investigación y la mejora de los seres humanos, pero con el insalvable escollo ético de que nunca un posible beneficio puede justificar el utilizar medios no éticos para conseguirlo, como en este caso es la manipulación y posible destrucción de embriones humanos”, concluye el Observatorio de Bioética.
  
Leído en Hispanidad 




viernes, abril 16, 2021

Detengamos la desintegración social: Defendamos el matrimonio

Detengamos la desintegración social: Defendamos el matrimonio

Padre Shenan J. Boquet

Presidente

Human Life Internacional

Publicado originalmente en inglés el 4 de enero de 2021 en: https://www.hli.org/2021/01/stop-societal-breakdown-build-up-marriage/

“La familia está llamada [al verdadero amor] a lo largo de la vida de sus miembros, desde la concepción hasta la muerte. La familia es verdaderamente el santuario de la vida…, el ámbito donde la vida, don de Dios, puede ser acogida y protegida de manera adecuada contra los múltiples ataques a que está expuesta, y puede desarrollarse según las exigencias de un auténtico crecimiento humano. Por esto, el papel de la familia en la edificación de la cultura de la vida es determinante e insustituible.”

- Papa San Juan Pablo II, Evangelium Vitae, no. 92.

“¿El matrimonio se está volviendo irrelevante?” Ese es el discordante titular del sitio web de Gallup, que informa los resultados de una nueva encuesta. La respuesta a la pregunta, desafortunadamente, parece ser un rotundo “sí”. De maneras clave, el matrimonio se está volviendo irrelevante para un gran número de personas [1].

Los resultados de la encuesta muestran un cambio angustiosamente rápido en las actitudes públicas en cuanto a la importancia del matrimonio en relación con el acto conyugal y la transmisión de la vida humana. Según Gallup, ahora solo el 29% de las personas creen que es “muy importante” que una pareja se case antes de tener hijos. Ello es una caída del 49% en comparación con 2006. Mientras tanto, el 72% de los encuestados dijo que es moralmente aceptable participar en un acto sexual fuera del matrimonio. Ello constituye un aumento del 53% con respecto a la respuesta dada en 2001. Esta encuesta revela la triste situación actual en cuanto a cómo la gente en general ve la sexualidad humana, el matrimonio, la procreación, los niños y la familia.

Además, un hallazgo especialmente desalentador es lo dramático que ha sido el cambio de opinión entre las personas que asisten a la iglesia. En 2006, el 65% de los encuestados que iban a la iglesia semanalmente dijeron que era “muy importante” que las parejas que engendraran hijos se casaran. En 2020, sin embargo, fue solo del 45%, ¡una caída de 20 puntos porcentuales! Entre los que van a la iglesia mensualmente, el número ha bajado del 58% al 32%, ¡una diferencia de 26 puntos porcentuales!

La buena noticia es que las personas que asisten a la iglesia son más propensas que las personas que nunca asisten a la iglesia a pensar que el matrimonio es importante (solo el 19% de las personas que no asisten a la iglesia dijeron que estar casados ??es “muy importante”, en comparación con el 32% en 2006); la mala noticia es que las opiniones de las personas que asisten a la iglesia han empeorado mucho más rápidamente que las de las personas que no asisten a la iglesia.

La encuesta de Gallup también encontró que solo el 38% de las personas creen que es “muy importante” para las parejas que quieren pasar el resto de sus vidas juntas casarse. Como era de esperar, el número de encuestados que dicen estar casados ??actualmente ha disminuido significativamente en las últimas décadas. A principios de la década de los 80, el 64% de las personas encuestadas dijeron que estaban casadas, sin embargo, desde entonces, ese número ha caído a solo el 49%.

Los efectos negativos de la desintegración familiar

Desafortunadamente, ninguno de estos hallazgos es una gran sorpresa. Desde la introducción de la anticoncepción a pedido y el divorcio express, hemos sido testigos del gradual e inexorable colapso del matrimonio y la vida familiar. Esto se ha visto reforzado por la proliferación de una actitud hedonista hacia la sexualidad humana que pone mayor énfasis en el placer personal, el romance y la gratificación, que en el verdadero amor conyugal y la procreación. Esta actitud, en conjunción con la mentalidad y el comportamiento que promueve, falsea la sexualidad humana y divorcia el acto conyugal (acto destinado a ser exclusivo de los cónyuges) de sus dos fines inseparables: el unitivo y el procreador. Este tipo de acto sexual es muy diferente y contrario al que Dios ha creado para ser único y complementario entre los esposos. La falsificación de los bienes inherentes al matrimonio y al acto conyugal tiene consecuencias nefastas, que impactan la visión de uno mismo, los demás, el matrimonio y la familia.

Como escribió el Papa San Juan Pablo II en Evangelium Vitae, no. 23:

Así se deforma y falsifica el contenido originario de la sexualidad humana, y los dos significados, unitivo y procreador, innatos a la naturaleza misma del acto conyugal, son separados artificialmente. De este modo se traiciona la unión, y la fecundidad se somete al arbitrio del hombre y de la mujer. La procreación se convierte entonces en el “enemigo” a evitar en la práctica de la sexualidad. Cuando se acepta, es sólo porque manifiesta el solo propio deseo, o incluso la propia voluntad, de tener un hijo “a toda costa”, y no, en cambio, por expresar la total acogida del otro y, por tanto, la apertura a la riqueza de vida de la que el hijo es portador.

Lo que parece que no nos hemos dado cuenta todavía, o al menos no a gran escala, es cuán devastador ha sido el colapso del matrimonio y la vida familiar para la salud de nuestra sociedad. Me sorprende, por ejemplo, la cantidad de diálogos y discursos públicos en los que se habla sobre la pobreza, la violencia, la mala educación y la falta de vivienda, pero lo poco que se dice de las razones sistémicas detrás de estos graves problemas y de dónde se puede encontrar el remedio.

Estudio tras estudio ha descubierto que los niños que no crecen con sus dos padres (papá y mamá) en el hogar sufren todo tipo de consecuencias negativas. Como señaló The National Review en respuesta a un artículo del New York Times que minimiza el impacto de las familias monoporentales en las tasas de pobreza, los datos son inequívocos: las familias monoparentales están significativamente vinculadas a un grave nivel de pobreza [2].

“Las ciencias sociales nos dicen que los niños criados por padres solteros o madres solteras tienen muchas más probabilidades de tener hijos jóvenes, de abandonar la escuela secundaria y de trabajar menos cuando son adultos jóvenes”, escribió W. Bradford Wilcox autor del artículo de respuesta por parte del The National Review al desafortunado artículo del New York Times. “No es sorprendente que los hijos de familias monoparentales tengan más probabilidades de terminar siendo pobres cuando sean adultos jóvenes”.

Por su parte, un estudio irlandés encontró que el impacto del divorcio en los niños puede ser incluso peor que si uno de los padres hubiera muerto. Según ese estudio, los hijos de padres divorciados tienen “más probabilidades de desarrollar depresión, les va peor en la escuela y tienen pocas habilidades sociales en comparación con otros niños”, informó la agencia católica informativa LifeSiteNews.com que dio a conocer el estudio [3].

Una de las investigadoras de este estudio irlandés dijo que esperaba que su investigación contrarrestara la narrativa común que describe el divorcio como algo intrascendente. “Nadie debería engañarse a sí mismo pensando que el divorcio es fácil”, dijo. “Mantener unido un mal matrimonio es difícil, pero proteger a los niños después de un divorcio puede ser aún más difícil. Los matrimonios deben darse cuenta de esto”.

Una amenaza para el bien común

El simple hecho es que la redefinición y la desintegración del matrimonio, exacerbados por la falsificación de la sexualidad humana, la anticoncepción y la aceptación del divorcio y el concubinato, plantean amenazas genuinas y graves para el bien común y el bienestar de la sociedad. El matrimonio entre un hombre y una mujer, algo que puede entenderse simplemente a partir de la ley natural, ha sido durante milenios la piedra angular de la sociedad civil.

Como dice el Catecismo de la Iglesia Católica, en el no. 2207:

“La familia es la célula original de la vida social. Es la sociedad natural en que el hombre y la mujer son llamados al don de sí en el amor y en el don de la vida. La autoridad, la estabilidad y la vida de relación en el seno de la familia constituyen los fundamentos de la libertad, de la seguridad, de la fraternidad en el seno de la sociedad… La vida de familia es iniciación a la vida en sociedad”.

Los niños siempre deben ser bienvenidos como una bendición en cualquier circunstancia. Tienen derecho a ser criados por sus padres biológicos y alimentados dentro de la familia, escuela de aprendizaje de los genuinos valores instituida por Dios. Hoy, sin embargo, los niños sufren ampliamente por el rechazo, el abandono, el divorcio y los hogares monoparentales y de múltiples relaciones. Debido a la falsificación de la sexualidad humana y la amplia aceptación de la anticoncepción, los niños ya no son vistos como el fruto del amor conyugal; en cambio, se etiquetan como una carga, una consecuencia no deseada del acto sexual. Además, los niños son tratados como objetos de explotación, engendrados fuera del acto conyugal en cajas de Petri en laboratorios, convirtiendo la procreación en una “producción” que deshumaniza a los niños.

Desafortunadamente, los vicios que se alimentan en la privacidad de una vida familiar disfuncional tienen la tendencia a perpetuarse a través de las generaciones y de ahí a extenderse a la sociedad en general. Una de las consecuencias del divorcio es que, a su vez, los hijos de familias rotas tienen más probabilidades de divorciarse [4]. El divorcio engendra el divorcio, se propaga como un virus y trae consigo todas las diversas consecuencias negativas personales y sociales que hemos señalado.

Construyamos una cultura de vida defendiendo el matrimonio

Mi pregunta, entonces, es la siguiente: ¿Cómo podemos reconstruir una sociedad basada en las virtudes, que ame, respete, defienda y sirva a la santidad de la vida y la dignidad de la persona, si la célula original de la vida social (el matrimonio y la familia) sobre la que se deconstruye la sociedad es rechazada, comprometida o redefinida a imagen de las deconstrucciones y el lenguaje ambiguo y equívoco que utilizamos hoy en día?

Después de todo, un edificio construido sobre arena colapsará.

Desafortunadamente, con la legalización del “matrimonio” entre personas del mismo sexo y el triunfo casi total de la mentalidad anticonceptiva y la revolución sexual, incluso muchos conservadores y activistas provida y a favor de la familia han perdido de vista la importancia de la batalla por el matrimonio, que es ampliamente visto como “una causa perdida”.

Bueno, la batalla bien puede estar “perdida” por ahora. O parece estar perdida. Pero el hecho que debemos enfrentar es que la batalla por una Cultura de la Vida nunca se ganará a menos que cambiemos la dirección en la que va nuestro barco y comencemos a hacer algunos progresos en la batalla por el matrimonio también.

Los datos muestran claramente que la tasa de abortos entre las mujeres solteras y que conviven es mucho más alta que entre las mujeres casadas [5]. Esto no es de extrañar. Biológicamente, las mujeres soportan la peor parte de la carga de tener un hijo. Estar en un matrimonio estable proporciona a las mujeres la seguridad que necesitan para traer un hijo al mundo. Sin embargo, si el padre del niño se ha ido, o es probable que se vaya en el futuro, es mucho más probable que la madre se sienta tentada a tomar medidas drásticas cuando quede embarazada, como la de recurrir al aborto.

Sin embargo, el problema es aún más básico. Si la mayoría de los hombres y mujeres no ven ninguna conexión entre las relaciones sexuales y el matrimonio, es más probable que tengan relaciones sexuales extramaritales. Cuantas más personas hagan esto, habrá más embarazos no deseados y más abortos. Las vidas de innumerables niños por nacer dependen de que defendamos el matrimonio y rechacemos las mentiras de la revolución sexual.

En la lucha contra la “cultura” de la muerte, la Iglesia necesita volver a lo fundamental. Los cristianos siempre han enseñado que la fornicación y el adulterio son pecados graves. Sin embargo, como sugieren los resultados de la encuesta de Gallup, las iglesias no están formando a sus congregaciones en las verdades bíblicas sobre la sexualidad humana y el matrimonio. Como proclamó el Papa San Juan Pablo II, “el futuro del mundo y de la Iglesia pasa a través de la familia” (Exhortación Apostólica Familiaris Consortio, no. 75). Sin matrimonios y familias fuertes como fundamento, la sociedad seguirá desintegrándose. Sin embargo, si restauramos la centralidad del matrimonio y la familia, tal como los diseñó nuestro Creador, servirán de catalizador para rejuvenecer la vida social. Solo defendiendo el matrimonio y fortaleciendo la familia se puede revitalizar la sociedad.

Vida Humana Internacional agradece a José Antonio Zunino la traducción de este artículo.

martes, abril 13, 2021

La sangre de los niños no nacidos pide a Dios justicia

 Me ha parecido muy bueno este artículo de D. Pedro Trevijano, sacerdote, en el ReL. Lo copio para guardarlo aquí.


En el periódico La Rioja del 6 de abril hay un artículo titulado “Derecho a la libre elección del aborto en La Rioja”, título que recoge el contenido del artículo, que ha sido suscrito por varios componentes de Marea Blanca Rioja.

En el artículo podemos leer lo que pongo entre comillas y que luego voy comentando párrafo a párrafo.

“La reivindicación en los derechos sexuales y reproductivos, y en concreto el derecho a decidir de las mujeres sobre sus cuerpos, particularmente la libre elección en torno al aborto, es un fenómeno crucial e histórico en la lucha feminista. No podemos dejar de ser conscientes de que la opresión se ejerce en y a través de nuestras relaciones más íntimas, empezando por la más íntima de todas: la relación con el propio cuerpo”.

Contesto: en Derecho me enseñaron que los derechos de uno terminan cuando empiezan los derechos de los demás. Ahora bien, como afirma incluso la Ley del Aborto, la vida prenatal es un bien jurídico merecedor de protección, pero lo subordina al presunto derecho de la madre a la maternidad libremente decidida, lo que no deja de ser una falacia, porque el bebé no nacido es ya un ser humano, no como el disparate que dijo la propulsora de la Ley, la entonces ministro Bibiana Aído, que declaró que el concebido era un ser vivo, pero no un ser humano. Una mujer embarazada puede decidir si matar o no a su bebé, que por supuesto, como hoy científicamente ya no puede discutirse, es un ser humano distinto de ella, es decir, puede decidir si es madre de un hijo vivo o de un hijo muerto, porque madre ya lo es.

“La autonomía reproductiva es parte esencial de la promesa de dignidad humana, autodeterminación e igualdad, reconocida tanto en la Declaración Universal de Derechos Humanos como por diferentes organismos internacionales: Organización Mundial de la Salud o el Comité de Derechos Humanos de Naciones Unidas”.

Contesto: La Declaración Universal de Derechos Humanos dice en su artículo 3 que “todo individuo tiene derecho a la vida”, lo que ciertamente no es apoyar al aborto. El que es un derecho humano fundamental es el derecho a la vida, no el derecho a abortar, que es simplemente matar a otro ser humano. La Declaración de Derechos del Niño, aprobada por la ONU el 20 de noviembre de 1959, dice en su preámbulo, que el niño “tiene necesidad de una particular protección y de cuidados especiales incluida una adecuada protección jurídica, sea antes que después del nacimiento”. Y es que si no estoy vivo no necesito para nada los demás derechos.

“Para que una interrupción voluntaria del embarazo sea una interrupción libre y segura, y que no afecte de manera traumática sobre la salud de las mujeres, poder hacerlo en los tiempos establecidos es un derecho fundamental y así lo ampara la Ley”.

Contesto: El aborto no es interrupción provisional, sino algo definitivo, siendo preciso que las mujeres que decidan abortar conozcan las bastante probables secuelas psicológicas de tal acto y en particular del cuadro psicopatológico conocido como el síndrome postaborto (cuadro depresivo, sentimiento de culpa, pesadillas recurrentes, alteraciones de conducta, pérdida de autoestima, etc.) y sobre el que podemos testificar tantísimos médicos y sacerdotes, a quienes nos toca intentar rehacer a esas personas que nos llegan destrozadas.

“La decisión de tener hijos/as y cuándo tenerlos es un derecho fundamental que constituye uno de los asuntos más íntimos y personales que las mujeres afrontan a lo largo de sus vidas e integra un ámbito esencial de la autodeterminación individual”.

Contesto: La Iglesia defiende la vida, por lo que para ella el aborto es un crimen horrible (cf. Gaudium et Spes 51). En el encuentro en La Habana en el 2016 entre el Papa Francisco y el Patriarca ortodoxo Kiril de Moscú firmaron una declaración conjunta cuyo número 21 decía: “Hacemos un llamamiento a todos para respetar el derecho inalienable a la vida. Unos millones de bebés están privados de la propia posibilidad de aparecer a la luz. La sangre de los niños no nacidos pide a gritos a Dios que haga justicia (Génesis 4, 10)”.

martes, diciembre 01, 2020

Grandes paradojas del siglo XXI

Grandes paradojas del siglo XXI

He estado oyendo en un podcast sobre los «sacamantecas». Se entrevistaba a una periodista e historiadora, Natalia Monje sobre su libro «Mala cosecha». Archivos aterradores de la historia de España

Parece ser que lejos de ser un mito, era una realidad y hay muchos casos documentados sobre el tema. Existía la creencia de que la tuberculosis se curaba con grasas sacadas de niños y había gente muy pudiente que pagaba cantidades enormes por obtenerlas y criminales sin escrúpulos dispuestos a proporcionársela.

Y claro, nos escandaliza, ¿quién no iba a escandalizarse? Pues resulta que ahora hacemos exactamente lo mismo. Con el pánico a enfermar y morir, que en estos momentos raya, si no sobrepasa, la paranoia, pensamos que una vacuna realizada con niños humanos asesinados vamos a burlar a la muerte. Poco importa que funcione la vacuna o que funcionaran los ungüentos, cosa muy cuestionable en ambos casos, pero es que, aunque sí funcionara ¿no es exactamente igual de aberrante y escandaloso?

Sigue hablando en este libro de las personas que tenían cualquier tipo de deformidad: hermanos siameses unidos, enanismo, hirsutismo, microcefalia, Síndrome de Proteus..., eran expuestas como espectáculo público y esto nos escandaliza. ¡Cómo no! Recuerdo cuánto me impactó la película del «hombre elefante», cuando gritaba con desesperación ¡soy un ser humano! Pero resulta que el asesinarlos antes de nacer no es escandaloso, sino que es progreso, total les ahorramos una vida de sufrimiento... ¿o no?

Puestos a recordar películas me acuerdo de una película sobre los esquimales «Nanouk, el esquimal» (en España se llamó «Los dientes del diablo») en la cual se narraba la vida de los esquimales. En ella se ve que cuando la madre de la protagonista se hace mayor se convierte en una carga «no hay sitio para bocas inútiles» y se la dejaba en el hielo para que se la zampara alegremente el oso polar «la carne debe morir para que la carne pueda vivir». ¡Qué espanto! Cuanto lloramos por la pobre abuela que, calculando la edad de la hija, igual era de mi edad. Qué incivilizados estos esquimales.

Y, sin embargo, aprobamos una ley de eutanasia para deshacernos de los débiles y de los ancianos y de algunos niños si no cumplen el estándar y esto, incluso en contra de su voluntad, puesto que en Holanda han aprobado que se les puede dar la sedación en la comida porque resulta que ¡es que se resisten! ¡cómo puede ser! ¡mira que son insolidarios!

Nos escandalizamos de los matrimonios forzados de niñas y con razón, creo que los abusos en la infancia es de las cosas más terribles y destructivas que se le pueden hacer a una persona, pero... resulta que no tenemos problema ninguno en dar clases de sexualidad y masturbación a niños desde los 4 años, proponer a los niños que exploren su cuerpo y se toquen entre ellos desde los 8 y que tengan relaciones desde los 12. Es distinto, claro, pero igualmente destructivo y aberrante, eso sí, parece que no nos escandaliza tanto.

Termino con una comparación que ya se ha hecho muchas veces. Nos escandaliza que durante un tiempo a las personas de raza negra no se las considerara humanas, igual que no se consideraba humanos a los judíos en el tercer Reich. Ciertamente son episodios terroríficos de la historia, pero... ¿y un bebé por nacer no es igual de humano? ¿por qué les negamos la indiscutible humanidad? Nos escandaliza que existiera la esclavitud y que un ser humano pueda ser propiedad de otro, pero, ¿no nos escandaliza que un bebé sea propiedad de su madre y puede decidir si nace o no en función de su «deseo»? O peor aún... que sea propiedad del Estado y sea este quien decide quien vive y quien muere, eso sí, todo lo hacen por nuestro bien y por nuestra salud ¡faltaría más!

Todas las épocas de la historia de la humanidad tienen sus luces y sus sombras, pero creo que esta es la más hipócrita y la más deshumanizada que hemos vivido. Pero, como siempre, tenemos una verdad inmutable, La Verdad, el Evangelio de Jesucristo y está la guía definitiva: la sacralidad de la vida humana, la dignidad de cada persona, cuerpo, alma y espíritu.



martes, noviembre 24, 2020

Libertad religiosa: aconfesionalidad y laicidad

Libertad religiosa: aconfesionalidad y laicidad

¿Es la religión algo que pertenece al ámbito de lo privado?

Pues es algo que nos quieren hacer creer y que a veces nos tragamos, pero no hay nada más alejado de la realidad.

Es cierto que la religión tiene una dimensión privada y esa dimensión es muy importante, si mi religiosidad se limita a actos públicos y sociales poco cierta es esa religiosidad.

Pero lo que yo crea o deje de creer en la intimidad de mi cuarto a nadie molesta ni es algo en que nadie se pueda meter ni que se pueda limitar y en el fondo a nadie le importa ni es el contenido de la libertad religiosa.

La religión siempre tiene una dimensión pública, en realidad, tiene varias y son esas las que si molestan y las que se quiere limitar

  • Una dimensión comunitaria: reunirme y celebrar mi fe.

  • Una dimensión «proselitista» (perdón por la palabra que ya sé que ahora tiene una connotación negativa, pero no encontraba otra): tengo derecho a proclamar mi fe en público, a predicarla e invitar a otros a unirse.

  • Libertad de conciencia (o de ¿las conciencias?): Tengo derecho a negarme a determinadas actuaciones porque están en contra de mi fe y de mi conciencia.

Eso sí molesta. Vemos en la persecución de las primeras comunidades cristianas características comunes:

  • A los apóstoles se les prohíbe que prediquen, no que crean. No les importaba nada que Pedro en su barca a solas consigo mismo rezara a su Jesús crucificado y supuestamente resucitado, lo que les molesta es que predicara, aunque claro, una cosa es consecuencia de la otra, si no rezo no predico, pero eso a ellos les daba más bien igual.

  • A los cristianos se les prohíbe que se reúnan para celebrar, porque aquí sí que se dan cuenta de que la liturgia es fuente de la vida cristiana y que si no se reúnen y celebran esa fe intimista de «yo, me, mí, conmigo» no va muy lejos

  • A los cristianos se les martiriza por cuestiones que no atañen al ámbito de lo privado.

    • Porque se les pide que adjuren «públicamente». Si la dimensión pública no tuviera importancia no sería causa de martirio. Si yo adjuro en público, pero el ámbito de mi intimidad sigo creyendo, eso no importa, lo que importa es que públicamente se ha adjurado (ergo también es un escándalo)

    • Porque se niegan por cuestiones de conciencia a elevar sus ofrendas al emperador (mejor que César) o a dioses paganos. Esto es sumamente importante, porque significa que para un cristiano es más importante la ley de Dios que la ley civil y que existe algo más grande y poderoso que Papá Estado, Dios, y esto es una insumisión absolutamente intolerable de todo punto.

La libertad religiosa tenemos que defenderla con la vida, porque si la vamos cediendo convencidos de que es algo que solo afecta a nuestra intimidad, la fe desaparecerá. Sin Eucaristía no hay Iglesia, sin predicación la fe no llegará ni a esta generación ni a las siguientes y, si el Estado pasa por encima de Dios, se convertirá en una religión pagana esclavizante y alienante.

¿Debe de ser el estado laico?

El primer error es que confundimos estado laico con aconfesional. Aconfesional significa que el Estado no profesa ninguna religión. Laico significa que la religión está fuera de la vida pública.

La confesionalidad (¿o aconfesionalidad?) del Estado no es algo que haya sucedido nunca en la historia de la humanidad hasta ahora. Todas las civilizaciones han tenido una religión oficial y esa religión es la que marcaba los valores de dicha civilización y articulaba la convivencia y la vida pública. Desde la civilización egipcia hasta nuestra civilización occidental que se asentó en el cristianismo y que ha configurado la base de nuestra cultura, esa que ahora quieren derribar a toda costa: la dignidad de cada ser humano. Cierto es que las modernas sociedades globalizadas hacen más difícil o casi imposible esta unidad y esta confesionalidad, pero sin embargo el Papa San Juan Pablo II nos lanzaba este reto: «Europa, Vuelve a encontrarte. Sé tú misma. Descubre tus orígenes. Aviva tus raíces. Revive aquellos valores auténticos que hicieron gloriosa tu historia y benéfica tu presencia en los demás continentes. Reconstruye tu unidad espiritual, en un clima de pleno respeto a las otras religiones y a las genuinas libertades. Da al César lo que es del César y a Dios lo que es de Dios.»

Respetando siempre la separación de Iglesia y Estado, sin el cristianismo perdemos nuestra identidad y nuestros valores y a la vista están las consecuencias de la descristianización.

La laicidad (laicismo?), sin embargo, es algo malo per se, porque expulsa a la religión de la vida publica y vulnera todos los principios de la libertad religiosa, es una ataque contra las personas, puesto que cercena algo fundamental, su dimensión trascendente y su espiritualidad dejándolo reducido al ámbito de lo privado y en la práctica, eliminándolo. ¿No nos estarán colando la laicidad con el nombre de aconfesionalidad?

De facto, no existe Estado sin religión, y cuando no hay religión hay ideología. Los nuevos mandamientos de la «religión de estado» que estamos sufriendo se nos imponen: cómo tengo que pensar, qué es bueno y qué es malo, qué es cierto y qué es falso, qué debo hacer y qué no debo hacer, persiguiendo con saña y condenando a una muerte civil al disidente.

Si perdemos la libertad religiosa lo perdemos todo: la libertad y todos los derechos, hasta el derecho a la vida. Demos gracias a Nuestro Señor Jesucristo que nos ha librado de la esclavitud de los dioses paganos, incluyendo al nuevo «dios Estado».


sábado, noviembre 07, 2020

sábado, septiembre 26, 2020

Cuties: ¿Deberías cancelar tu cuenta de Netflix?




Padre Shenan J. Boquet

Presidente

Human Life International

Publicado originalmente en inglés el 21 de Septiembre de 2020 en: https://www.hli.org/2020/09/cuties-should-you-cancel-your-netflix-account/?vcrmeid=W9k79LRd9EOPrwBUnPZA4g&vcrmiid=fGoxJhUvFkmq9RRzemb5pA 

La semana pasada, escribí sobre cómo el lamentable éxito de la nueva y obscena “canción” WAP de Cardi-B ha invertido la verdad y los valores morales en nuestra cultura. A pesar de que la canción objetiviza a las mujeres de la peor manera y presenta letras tan obscenas y pornográficas que son capaces de hacer perder la fe, ha sido ampliamente elogiada por promover la “liberación” de las mujeres. Ahora, estamos viendo precisamente la misma inversión de la verdad moral en la controversia sobre la nueva película de Netflix, Cuties.

No hay duda de que la película hiper-sexualiza a niñas de alrededor de 11 años de edad. Sin embargo, está siendo aclamada por los críticos como un gran logro artístico (la película goza de un índice de aprobación muy alto del 90% en el sitio de calificación de películas: Rotten Tomatoes) que de alguna manera expone y se opone a la sexualización de los niños. [Nota del Editor: Irónicamente “rotten tomatoes” significa “tomates podridos”.]

La pornografía infantil NUNCA está bien (y de hecho ninguna pornografía lo está tampoco)

Inevitablemente, hay quienes afirmarán que las personas que no han visto la película no tienen ningún derecho a opinar sobre la controversia. Se puede responder a este ridículo argumento por medio de los siguientes dos puntos:

1) Literalmente, no se me ocurre ningún contexto que justifique ni siquiera los primeros 20 segundos (no podría soportar más que eso) del clip de baile de dos minutos de la película que circula ampliamente en las redes sociales. Simplemente no hay excusa, nunca, para filmar a niñas de esa manera, sin importar cuán aparentemente “buena” sea la razón para hacerlo.

De hecho, lo que todos esos críticos que alaban la película parecen haber olvidado es que las jóvenes actrices que interpretan a estos personajes mezclados son niñas reales. Realmente tuvieron que aprender a bailar como se muestra en la película; realmente tenían que memorizar y decir las líneas obscenas que se les daban; realmente tenían que mantener la cámara en sus cuerpos jóvenes y luego mostrar ese metraje para que todo el mundo lo viera.

Como alguien (ahora olvidé quién) publicó en Facebook: imagina a alguien haciendo una película sobre cómo la crueldad hacia los animales es mala, pero luego tortura y mata a varios cachorros para lograrlo. Eso es Cuties.



2) Las personas razonables (a diferencia de los críticos hastiados, insensibles y amorales) que se han sometido a ver la película con una mente abierta la han denunciado tan grotesca como sugieren los clips disponibles públicamente. (Ver, por ejemplo, la reseña en inglés de Rod Dreher aquí: https://www.theamericanconservative.com/dreher/what-cuties-really-is/).

Cuties: La punta del iceberg

No deseo extenderme más en los detalles de la película. El hecho de que haya tantos críticos dispuestos a defenderla, o que incluso exista un “debate” sobre si la película es aceptable o no, es para mí, una señal más de lo mucho que han caído nuestros estándares morales.

Sin embargo, hay dos puntos que deseo establecer en relación con la película. El primero es que Cuties es simplemente la punta del iceberg, o quizás la culminación de un largo y siniestro proceso de sexualización de los niños. Si las imágenes de Cuties son consideradas aceptables por nuestros críticos y muchos de sus espectadores, es solo porque nos hemos vuelto gradualmente insensibles a la pérdida de la inocencia de nuestros hijos.

Algunos críticos han defendido las espeluznantes secuencias de baile en Cuties señalando que las reacciones de algunas personas del público son negativas. Supuestamente, el objetivo de estas escenas es mostrar que el comportamiento sexualmente provocativo de las niñas no es tan socialmente aceptable como pensaban.

Sin embargo, si esta es incluso la intención de esas escenas, todavía no justifica su carácter explícito. Sin embargo, lo que me sorprende es el hecho desalentador de que cuando los niños se comportan así, en el mundo real, su comportamiento a menudo es recibido no con desaprobación, sino con los vítores y la adulación de los adultos (trágicamente, incluso a veces por parte de sus propios padres).

¿Recuerdan la aparición de la “drag queen” Desmond de 11 años de edad en Good Morning America? En este link pueden ver el video en inglés que les menciono: https://www.youtube.com/watch?v=JxdvOLdG_34&ab_channel=GoodMorningAmerica

[Nota del Editor: Los “drag queens” son hombres que se visten de mujer para realizar espectáculos de “entretenimiento”. A veces, en esos espectáculos los “drag queens” realizan actos obscenos que simulan actos sexuales. El inducir a un menor de edad a ser un “drag queen” es particularmente abominable y los padres mismos, si lo saben, son moralmente responsables de esta hiper-sexualización de menores de edad.]

El joven caminó pavoneándose por el pasillo vestido de travesti y luego se tumbó sensualmente en el suelo. En lugar de horrorizarse (como debería estarlo cualquier persona decente), la audiencia mayoritariamente de mediana edad se rio y vitoreó, mientras que los presentadores del programa lo adulaban, elogiando su “valentía”. En otra ocasión realizó un acto de “drag queen” en un bar gay, mientras los clientes le entregaban dinero. Esto fue defendido enérgicamente por muchos medios de difusión y activistas progresistas.

Luego, están las extrañas Drag Queen Story Hours, en las que los niños están expuestos al sórdido mundo de los “drag queens” adultos, que se toman un descanso de su trabajo de excitar sexualmente al público adulto en bares gay para leer historias en las bibliotecas públicas que adoctrinan a los niños en la ideología LGBT... Esto también fue elogiado por casi todos los periódicos más importantes del país.

Padres, protejan a sus hijos

Las estadísticas muestran que los niños de 10 u 11 años están cada vez más inmersos en un mundo de pornografía dura (hardcore), que está disponible en los teléfonos inteligentes que sus padres les regalan sin pensarlo. Y cuando no están viendo pornografía dura, están viendo, escuchando (y, naturalmente, imitando) un “entretenimiento” que es pornográfico y violento en un grado que sus padres a menudo no logran captar.

Un amigo me contó recientemente cómo visitó la casa de un amigo y mientras estaba allí mencionó su consternación por el éxito de WAP. La hija de su amigo de 13 años de edad también estaba en la mesa e inmediatamente mencionó que ella y todos sus amigos de la escuela conocían la canción. En el pasado, las niñas de 11 a 13 años no estaban expuestas a estas nefandas indecencias; pero hoy en día, sin embargo, están siendo bombardeadas con detalles minuciosos de comportamientos sexuales grotescos.

Detrás de gran parte de esto, o al menos agravando el problema, está el crecimiento de la mal llamada “educación sexual integral”, en la que niños de cinco a seis años son introducidos gradualmente a información sexual muy explícita, incluidas prácticas sexuales que su padres y abuelos probablemente nunca habrían oído hablar. Todo esto se justifica bajo la rúbrica de “reducir” los embarazos de adolescentes y las tasas de enfermedades de transmisión sexual.

En realidad, el único resultado que logra esta mal llamada “educación sexual integral” es reducir las inhibiciones sexuales de los niños y empujarlos prematuramente al confuso mundo adulto de las relaciones sexuales promiscuas. En muchos casos, todo termina en embarazos prematuros, abortos y enfermedades de transmisión sexual para las que supuestamente se diseñaron los programas de “educación” sexual.

Es hora de desconectarse

El segundo punto que deseo tratar está relacionado con el primero: los cristianos que viven en esta cultura deben reevaluar seriamente su relación con la cultura del entretenimiento popular.

Los padres, en especial, deben analizar con detenimiento lo que sus hijos ven y escuchan. Si su hijo tiene un teléfono inteligente, una tableta o una computadora sin filtro para contenido adulto, o un televisor en su habitación, entonces está coqueteando con el desastre moral, espiritual, psicológico y físico. No se trata de si su hijo descubrirá material obsceno mucho más allá de sus peores imaginaciones, sino cuándo lo descubrirá. ¡No lo permita!

Considere esta cita de la apertura de la Carta a los artistas del Papa San Juan Pablo II:

Nadie puede sentir más profundamente que ustedes los artistas como ingeniosos creadores de la belleza que son, algo de los recursos con los que Dios en los albores de la creación miró la obra de sus manos. Un destello de ese sentimiento ha brillado tan a menudo en vuestros ojos cuando, como los artistas de todas las épocas, cautivados por el poder oculto de los sonidos y las palabras, los colores y las formas, han admirado la obra de su inspiración, sintiendo en ella algún eco del misterio de la creación con el que Dios, el único creador de todas las cosas, ha querido asociarlos [a ellos y a ustedes] de alguna manera.

Ahora, pregúntese, ¿casi todo lo que ve en la televisión, en Netflix, o escucha en la radio, se parece a lo que el Santo Papa está describiendo aquí? Cuando miras los programas de televisión y las películas más populares, o escuchas los últimos 40 éxitos en la radio, ¿vislumbras la belleza o estos: “recursos con los que Dios en los albores de la creación contemplaba la obra de sus manos?”

Si bien hay algunas excepciones, en general la respuesta es un rotundo “no”. Durante las últimas décadas, el arte y el entretenimiento populares se han vuelto cada vez más obscenos, violentos, nihilistas y, a menudo, francamente pornográficos. En muchos casos no nos hemos dado cuenta, porque somos las proverbiales ranas en agua hirviendo, y porque es lo que todos los demás están mirando y escuchando.

Cambia el canal, cambia tu vida

Bueno, tal vez sea hora de que dejemos de ser parte de la multitud. La cantidad de tiempo que la persona promedio pasa viendo televisión o servicios de transmisión de video es asombrosa. La mayor parte de lo que están viendo es cualquier cosa menos algo que sea moralmente edificante.

Imagínese si tomáramos solo un tercio de ese tiempo y lo dedicamos a estar realmente presentes para nuestros hijos, cónyuges y seres queridos, o disfrutando pasatiempos significativos (jardinería, aprender a tocar un instrumento, carpintería, pintura, etc.) o en la lectura espiritual y en la oración meditativa. Esto podría cambiar tu vida.

Los cristianos estamos en el mundo, pero como Cristo nos instruyó, no debemos ser del mundo (ver Juan 17:15-16). Si estamos llenando nuestros corazones y mentes con precisamente el mismo entretenimiento obsceno que presenta el mundo, ¿estamos realmente viviendo nuestra vocación cristiana de una manera significativa?

Recuerden las palabras de San Pablo: “Finalmente, hermanos, todo lo que es verdadero, todo lo noble, todo lo justo, todo lo puro, todo lo amable, todo lo que es de buen nombre, si hay alguna virtud y si hay algo digno de alabanza, estas son las cosas sobre las que debemos meditar” (Filipenses 4:8).

Tomemos el lamentable éxito de WAP y Cuties como una señal de advertencia y una llamada de atención. Según algunos informes, la cantidad de personas que cancelaron sus cuentas de Netflix a raíz del lanzamiento de Cuties se multiplicó por ocho. Bueno. Tal vez sea hora de que cada uno de nosotros considere hacer lo mismo.

Desenchufar. Y luego reorientar nuestra mente e imaginación hacia cosas más elevadas, mejores y más puras.

VHI agradece a José Antonio Zunino, del Ecuador, la traducción de este artículo.